ué es y como se diagnostica la ludopatia

¿Qué es y cómo se diagnostica la ludopatía?

Ya hemos hablado de diferentes trastornos psicológicos que afectan el comportamiento y que pueden afectar la salud física y mental tanto de quienes los padecen como de sus familiares o las personas más cercanas. ahora te diremos qué es y cómo se diagnostica la ludopatía.

El tratamiento de estos trastornos requiere de intervención médica y de apoyo especializado para aprender sobre la enfermedad y adquirir herramientas que permitan manejar las situaciones que se presenten sin que ello afecte su calidad de vida.

Hoy hablaremos de la ludopatía, un problema psicológico que afecta los aspectos personales, familiares, laborales, sociales y económicos de quien lo presenta, pues su capacidad para poder ejercer autocontrol para frenar el impulso por jugar se ve disminuida.

Existen diversos mitos en torno a la ludopatía o juego patológico, los que pueden interferir en la búsqueda de ayuda para tratar el problema, por temor a ser juzgado.

Creencias como que:

  • El jugar de manera patológica es un vicio
  • Un pecado
  • Que sólo les ocurre a personas negativas
  • Débiles
  • Con mucho tiempo libre
  • De poca personalidad
  • Están bastante difundidas, sin embargo, en realidad se trata de un problema psicológico de seriedad que merece atención y que puede tener su origen en diferentes factores.

Otra de las creencias populares sobre el juego patológico es que la persona que presenta este problema juega todos los días y que entra a cualquier sala de juego que se cruza en su camino, lo que no es cierto.

De hecho es mucho más común que un ludópata seleccione un sitio de juego o dos y que acuda tan sólo un par de veces por semana o incluso tan sólo una vez por mes, pero los síntomas que presenta relacionados con el juego es lo que los diagnostica con esta enfermedad psicológica.

Las personas que son más cercanas a un ludópata pueden identificar cambios en su estado de ánimo y comportamientos poco normales como:

  • Mal humor
  • Ansiedad
  • Irritabilidad
  • Poca tolerancia e insomnio.

Como ya mencionamos, lo que caracteriza a este tipo de trastorno es una alteración en la capacidad de autocontrol que hace que el ludópata no pueda negarse a jugar o frenar sus impulsos por hacerlo.

Es por ello que para su diagnóstico se parte de la evaluación de diferentes criterios y en caso de que la persona presente por lo menos cinco de ellos se puede considerar que tiene un problema.

Una persona con ludopatía puede presentar:

  1. Preocupación por el juego, esto quiere decir, un interés por poder revivir experiencias pasadas que tuvo al jugar.
  2. Una preocupación por pensar en cómo poder compensar las ventajas entre sus competidores,
  3. Por planear el próximo juego
  4. O pensamientos constantes sobre cómo poder conseguir dinero para realizar apuestas.

Es esto último, la necesidad de conseguir dinero para continuar jugando, lo que genera un alto grado de excitación o ansiedad en el ludópata, factor que además puede traerle problemas sociales y económicos.

Cuando una persona con problemas patológicos de juego después de perder dinero regresa para intentar recuperarlo y puede llegar a cometer actos ilegales para obtener los recursos para financiar su actividad, como:

  • Robo
  • Falsificación
  • Fraude
  • O abuso de confianza

Otro de los rasgos que caracterizan a un ludópata es la inquietud o irritabilidad, sobretodo en los periodos en que intenta detener el juego, lo que lo lleva a volver a jugar para contrarrestar ese estado de malestar que le ocasiona la interrupción de la actividad.

La búsqueda de un escape de los sentimientos derivados de los intentos de frenar sus impulsos, como la desesperanza, la ansiedad, la culpa y la depresión, es uno de los factores principales que lleva a la recaída del ludópata, y es precisamente por ello que se considera un trastorno que debe tratarse por especialistas.

El diagnóstico del juego patológico es complicado así como medir los avances del tratamiento, es bastante común que el ludópata engañe a los miembros de su familia y terapeutas para ocultar hasta qué grado están implicados en el juego.

Existen vías que permiten ayudar al enfermo a recuperar su salud y evitar la pérdida de relaciones interpersonales significativas y de oportunidades profesionales o educativas que puedan verse afectadas por su adicción al juego.

Ya que hemos hablado de la terapia conviene mencionar que la mayoría de los casos de ludopatía pueden ser abordados desde la perspectiva del tratamiento de un drogodependiente, por la modalidad de internamiento, o bien, por un enfoque médico-psiquiátrico.

Si la persona decide buscar ayuda y está atravesando por un proceso en el que realmente acepte un cambio para rehabilitar sus capacidades, como el autocontrol y otros que hayan sido afectados por el juego, la terapia puede tener efectos positivos, de lo contrario puede ser bastante difícil ayudarla.

Es importante mencionar que además de la atención a la persona que padece de los problemas de juego patológico, se recomienda que las personas cercanas que puedan verse afectadas por sus conductas busquen ayuda especializada;

  • En primer lugar, para entender que la ludopatía se trata de una enfermedad
  • En segundo para evitar que la situación ocasione problemas como codependencia, o tenga repercusiones negativas en su vida.

Te ayudamos a saber qué es y cómo se diagnostica la ludopatía

Si necesitas ayuda contáctanos haciendo clic aquí o llamando al 55 8854 7141 con gusto te atenderemos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscar artículo por categoría

Elige el medio de contacto